Siento alrededor de mí una lenta corrupción que todo invade