La flor aquella hundida en bajas sombras