Atando Cabos

Con mentes que todavía revolotean alrededor de sus testículos

Ciertos poetas, tanto aquí como en Francia,

Siguen suspirando con motivo de hechos naturales

Hace tiempo estudiados exhaustivamente por Ovidio.

Aullan. Se quejan en delicados y agotados metros

De que las contracciones de tres nervios abdominales

Son incapaces de producir un Nirvana perdurable.